Teoría electromagnética

Se el primero en calificar

Ultima edición el 21 septiembre, 2023

La teoría electromagnética es una rama fundamental de la física que estudia las interacciones entre las cargas eléctricas y los campos magnéticos. Esta teoría se basa en las leyes de la electricidad y el magnetismo, y ha sido desarrollada a lo largo de los siglos por científicos como Michael Faraday, James Clerk Maxwell y Albert Einstein.

La teoría electromagnética es de gran importancia en la comprensión y aplicación de la tecnología moderna, incluyendo la electricidad, la electrónica, las comunicaciones y la energía. También es fundamental en la física de partículas y la cosmología, ya que los campos electromagnéticos están presentes en todas partes en el universo.

En esta presentación, exploraremos los conceptos básicos de la teoría electromagnética, incluyendo las leyes de Coulomb y Gauss, las leyes de Faraday y de Ampère, las ecuaciones de Maxwell y la propagación de ondas electromagnéticas. También discutiremos algunas de las aplicaciones más importantes de la teoría electromagnética en la vida cotidiana y en la investigación científica.

Ondas electromagnéticas

Las ondas electromagnéticas son una forma de energía que se propaga a través del espacio en forma de ondas sinusoidales. Estas ondas tienen la capacidad de viajar a través del vacío y no necesitan un medio material para propagarse.

Características de las ondas electromagnéticas

  • Frecuencia: es el número de ciclos que la onda completa en un segundo y se mide en Hertz (Hz).
  • Longitud de onda: es la distancia entre dos puntos idénticos de una onda y se mide en metros (m).
  • Velocidad: es la velocidad a la que se desplaza la onda y se mide en metros por segundo (m/s).
  • Polarización: es la dirección en la que oscilan los campos eléctrico y magnético de la onda.
  • Amplitud: es la altura máxima de la onda y se mide en unidades de campo eléctrico o campo magnético.

Las ondas electromagnéticas tienen una amplia variedad de frecuencias y longitudes de onda, lo que las convierte en una herramienta muy versátil para la comunicación, la medicina, la investigación científica y otras áreas de la tecnología.

Ejemplos de ondas electromagnéticas

  • Ondas de radio: se utilizan en la comunicación inalámbrica, como la radio y la televisión.
  • Luz visible: es la porción del espectro electromagnético que podemos ver con nuestros ojos y se utiliza en la iluminación y la fotografía.
  • Infrarrojos: se utilizan en la comunicación remota, la termografía y la detección de movimiento.
  • Ultravioleta: se utilizan en la esterilización y la desinfección, así como en la investigación científica.
  • Radiación X: se utilizan en la medicina para la radiografía y la tomografía computarizada.
  • Radiación gamma: se utilizan en la medicina para la terapia de radiación y en la investigación científica.

Estas ondas tienen una amplia variedad de usos en áreas como la comunicación, la medicina y la investigación científica.

Campo eléctrico y magnético

La teoría electromagnética es una rama de la física que estudia la relación entre la electricidad y el magnetismo. Esta teoría es fundamental para entender muchos fenómenos que ocurren en nuestra vida cotidiana, desde la electricidad que utilizamos en nuestras casas hasta la forma en que se comportan los imanes.

Campo eléctrico

El campo eléctrico es una magnitud que se utiliza para describir la fuerza que ejerce una carga eléctrica sobre otra carga en su entorno. Se representa con la letra E y se mide en unidades de newton por culombio (N/C).

El campo eléctrico se puede visualizar como un conjunto de líneas imaginarias que representan la dirección y la intensidad de la fuerza eléctrica en un punto determinado del espacio. Estas líneas se llaman líneas de campo.

La dirección de las líneas de campo eléctrico es siempre perpendicular a las superficies equipotenciales, que son aquellas superficies en las que el potencial eléctrico es constante.

Por ejemplo, si tenemos una carga positiva en el centro de una esfera conductora, las líneas de campo eléctrico saldrán radialmente desde la carga positiva hacia la superficie de la esfera.

El campo eléctrico se puede calcular utilizando la ley de Coulomb, que establece que la fuerza entre dos cargas eléctricas es directamente proporcional al producto de las cargas e inversamente proporcional al cuadrado de la distancia que las separa.

Campo magnético

El campo magnético es una magnitud que se utiliza para describir la fuerza que ejerce un imán o una corriente eléctrica sobre un objeto magnético en su entorno. Se representa con la letra B y se mide en unidades de tesla (T).

El campo magnético se puede visualizar como un conjunto de líneas imaginarias que representan la dirección y la intensidad del campo magnético en un punto determinado del espacio. Estas líneas se llaman líneas de campo magnético.

La dirección de las líneas de campo magnético se puede determinar utilizando la regla de la mano derecha. Si colocamos el pulgar de la mano derecha en la dirección del movimiento de una carga positiva, los dedos de la mano derecha apuntarán en la dirección del campo magnético.

El campo magnético se puede calcular utilizando la ley de Ampère, que establece que la circulación del campo magnético alrededor de un circuito cerrado es proporcional a la corriente eléctrica que atraviesa ese circuito.

Interacción entre campos eléctrico y magnético

Los campos eléctrico y magnético están estrechamente relacionados y se pueden transformar uno en el otro. Esto se conoce como la ley de Faraday y la ley de Ampère-Maxwell.

La ley de Faraday establece que un campo magnético variable en el tiempo induce un campo eléctrico en un circuito cerrado. Esto se utiliza en los generadores eléctricos para convertir la energía mecánica en energía eléctrica.

La ley de Ampère-Maxwell establece que un campo eléctrico variable en el tiempo induce un campo magnético en un circuito cerrado. Esto se utiliza en las antenas para transmitir señales de radio y televisión.

Conclusiones

Ambos campos están estrechamente relacionados y se pueden transformar uno en el otro. Esto permite el desarrollo de tecnologías como los generadores eléctricos y las antenas de radio y televisión.

Te interesará:  Ecuación de onda de Schrödinger: derivación y explicación

Ley de la inducción de Faraday

La Ley de la inducción de Faraday es uno de los pilares fundamentales de la teoría electromagnética. Esta ley establece que «un cambio en el flujo magnético a través de un circuito cerrado induce una fuerza electromotriz (FEM) en el circuito». Pero, ¿qué significa esto exactamente?

Para entenderlo mejor, podemos dividir la explicación en varios puntos:

Flujo magnético

El flujo magnético es la cantidad de líneas de fuerza que atraviesan una superficie. Es decir, es la cantidad de energía magnética que pasa a través de un área determinada. Esta energía suele medirse en Gauss (G) o Tesla (T).

Circuito cerrado

Un circuito cerrado es un camino conductor completo que permite que la corriente fluya a través de él. Por ejemplo, un cable que conecta un enchufe a una lámpara es un circuito cerrado. Si cortamos el cable, el circuito se interrumpe y la corriente no puede fluir.

Fuerza electromotriz (FEM)

La Fuerza Electromotriz (FEM) es una fuerza que impulsa a los electrones en un circuito a moverse. Es decir, es lo que «empuja» a los electrones para que fluyan a través del circuito. Esta fuerza se mide en voltios (V).

La ley de la inducción de Faraday en acción

Imaginemos que tenemos una bobina de alambre de cobre (un circuito cerrado) y la colocamos cerca de un imán. Si movemos el imán hacia la bobina, el flujo magnético a través de la bobina cambiará. Este cambio en el flujo magnético es lo que induce la FEM en la bobina.

Podemos imaginar el flujo magnético como si fuera una «línea» de energía que pasa a través de la bobina. Si movemos el imán hacia la bobina, estas líneas se mueven y cambian su posición. Este cambio en la posición de las líneas de flujo magnético es lo que genera la FEM en la bobina.

Aplicaciones de la ley de la inducción de Faraday

La Ley de la inducción de Faraday tiene muchas aplicaciones prácticas. Por ejemplo, es la base del funcionamiento de los generadores eléctricos. Estos generadores utilizan un campo magnético giratorio para inducir una FEM en un circuito cerrado y así generar electricidad.

También es la base del funcionamiento de los transformadores. Los transformadores utilizan dos bobinas para transformar la energía eléctrica de un circuito a otro. El flujo magnético que pasa a través de una bobina induce una FEM en la otra, lo que permite transferir la energía de un circuito a otro.

Esta ley es fundamental para entender el funcionamiento de muchos dispositivos eléctricos y electromagnéticos.

Principio de conservación de la energía

El principio de conservación de la energía es uno de los conceptos más fundamentales en la física. Este principio establece que la energía no puede ser creada ni destruida, sino que solo puede transformarse de una forma a otra.

Ejemplo

Un ejemplo simple de este principio es el siguiente: si levantas un objeto desde el suelo hasta una altura determinada, le estás transfiriendo energía potencial gravitatoria al objeto. Cuando sueltas el objeto, esta energía potencial se convierte en energía cinética a medida que el objeto se acelera hacia el suelo. La energía total del sistema (objeto + Tierra) se mantiene constante, pero la energía se ha transformado de una forma a otra.

Aplicación en la teoría electromagnética

En la teoría electromagnética, el principio de conservación de la energía sigue siendo fundamental. La energía electromagnética se puede transformar de muchas formas diferentes, incluyendo la energía cinética de las partículas cargadas, la energía potencial eléctrica y magnética, y la energía radiante.

Ejemplo

Por ejemplo, cuando una corriente eléctrica fluye a través de un resistor, se produce una transferencia de energía de la fuente de energía eléctrica a la resistencia. La energía se disipa en forma de calor, pero la energía total del sistema se mantiene constante.

Conclusión

Este principio establece que la energía no puede ser creada ni destruida, solo transformada de una forma a otra. La aplicación de este principio en la teoría electromagnética nos permite comprender cómo se transfieren y transforman diferentes formas de energía en sistemas eléctricos y magnéticos.

Ley de Ampere

En la teoría electromagnética, la Ley de Ampere es una de las leyes fundamentales que describe la relación entre la corriente eléctrica y el campo magnético. Esta ley fue descubierta por el físico francés André-Marie Ampere en el siglo XIX.

Explicación de la Ley de Ampere

La Ley de Ampere establece que la circulación del campo magnético alrededor de una trayectoria cerrada es igual a la corriente eléctrica que atraviesa esa trayectoria. En otras palabras, el campo magnético generado por una corriente eléctrica es proporcional a la magnitud de la corriente.

La ecuación matemática que describe la Ley de Ampere es:

B = μ0(I+Ii)

Donde:

  • B es la densidad del flujo magnético
  • μ0 es la permeabilidad magnética del vacío
  • I es la corriente eléctrica que atraviesa la trayectoria cerrada
  • Ii es la corriente eléctrica encerrada por la trayectoria cerrada

La permeabilidad magnética del vacío es una constante física que representa la capacidad del vacío para permitir el flujo magnético. Su valor es de aproximadamente 4π x 10^-7 H/m.

Ejemplo de aplicación de la Ley de Ampere

Imaginemos que tenemos un cable conductor recto y largo por el que circula una corriente eléctrica. Queremos conocer la fuerza magnética que actúa sobre una partícula cargada que se mueve cerca del cable. Podemos utilizar la Ley de Ampere para resolver este problema.

Primero, trazamos una trayectoria cerrada alrededor del cable conductor y calculamos la corriente eléctrica que atraviesa esa trayectoria. Luego, utilizamos la ecuación de la Ley de Ampere para calcular la densidad del flujo magnético en esa trayectoria.

Una vez que conocemos la densidad del flujo magnético, podemos utilizar la Ley de Lorentz para calcular la fuerza magnética que actúa sobre la partícula cargada. La Ley de Lorentz establece que la fuerza magnética sobre una partícula cargada es proporcional a la velocidad de la partícula y al campo magnético en el que se mueve.

Conclusión

La Ley de Ampere es una de las leyes fundamentales de la teoría electromagnética que describe la relación entre la corriente eléctrica y el campo magnético. Esta ley se utiliza en muchas aplicaciones prácticas, como la generación de campos magnéticos para resonancia magnética y la medición de la corriente eléctrica en circuitos eléctricos.

Ley de Gauss

La Ley de Gauss es una ley fundamental en la teoría electromagnética que describe la relación entre la distribución de carga eléctrica y el campo eléctrico que produce. Esta ley fue descubierta por el físico alemán Carl Friedrich Gauss en 1835 y es ampliamente utilizada en la física y la ingeniería.

Explicación de la Ley de Gauss

La Ley de Gauss establece que el flujo eléctrico a través de una superficie cerrada es proporcional a la cantidad de carga eléctrica dentro de esa superficie. En otras palabras, la carga eléctrica dentro de una superficie cerrada produce un campo eléctrico que atraviesa la superficie y el flujo de ese campo eléctrico es proporcional a la cantidad de carga dentro de la superficie.

Te interesará:  Permitividad y permitividad relativa o constante dieléctrica

La ley se puede expresar matemáticamente como:

S E · dA = Qenc0

Donde:

  • S representa la integral de superficie cerrada
  • E es el campo eléctrico
  • dA es un elemento diferencial de área en la superficie cerrada
  • Qenc es la carga eléctrica encerrada por la superficie cerrada
  • ε0 es la constante dieléctrica del vacío

Esta ecuación establece que el flujo eléctrico a través de una superficie cerrada es igual a la carga eléctrica encerrada por esa superficie dividida por la constante dieléctrica del vacío.

Ejemplo de aplicación de la Ley de Gauss

Un ejemplo común de la aplicación de la Ley de Gauss es el cálculo del campo eléctrico producido por una carga puntual. Supongamos que tenemos una carga puntual Q en el origen de un sistema de coordenadas cartesianas y queremos calcular el campo eléctrico en un punto P a una distancia r de la carga.

Podemos elegir una superficie esférica de radio r centrada en la carga puntual como superficie cerrada. La carga eléctrica encerrada por esta superficie es simplemente la carga puntual Q. El campo eléctrico en cada punto de la superficie es radial y su magnitud es 1/(4πε0r2), según la Ley de Coulomb.

Aplicando la Ley de Gauss, podemos calcular el flujo eléctrico a través de la superficie cerrada:

S E · dA = Q/ε0

Sustituyendo los valores, tenemos:

E ∮S dA = Q/ε0

Como el campo eléctrico es constante en toda la superficie esférica, podemos sacar el campo eléctrico fuera de la integral:

E ∮S dA = E (4πr2) = Q/ε0

Despejando el campo eléctrico, obtenemos:

E = Q/(4πε0r2)

Esta es la expresión para el campo eléctrico producido por una carga puntual.

Conclusión

La Ley de Gauss es una ley fundamental en la teoría electromagnética que describe la relación entre la distribución de carga eléctrica y el campo eléctrico que produce. Esta ley es ampliamente utilizada en la física y la ingeniería para calcular campos eléctricos y para entender el movimiento de cargas eléctricas en sistemas eléctricos y electrónicos.

Velocidad de la luz

La velocidad de la luz es una constante física que representa la rapidez con la que se propaga la luz en el vacío. Esta constante es denotada por la letra c y tiene un valor de aproximadamente 299,792,458 metros por segundo.

Importancia en la teoría electromagnética

La velocidad de la luz es una de las constantes fundamentales de la física y es esencial en la teoría electromagnética. Esta teoría describe la interacción de los campos eléctricos y magnéticos, y la velocidad de la luz es la velocidad a la que estos campos se propagan en el vacío.

La ecuación de Maxwell establece que la velocidad de la luz es igual a la raíz cuadrada de la inversa de la permeabilidad magnética del vacío (μ0) y la permitividad eléctrica del vacío (ε0):

c = 1/√(μ0ε0)

Esta ecuación muestra la relación entre la velocidad de la luz y las constantes eléctricas y magnéticas del vacío.

Descubrimiento de la velocidad de la luz

El primer intento de medir la velocidad de la luz fue realizado por el astrónomo danés Ole Rømer en el siglo XVII. Utilizando observaciones de las lunas de Júpiter, Rømer calculó que la velocidad de la luz era finita, pero su medida fue imprecisa.

En el siglo XIX, el físico francés Hippolyte Fizeau desarrolló un método para medir la velocidad de la luz utilizando un haz de luz que era reflejado por un espejo en movimiento. Utilizando este método, Fizeau midió la velocidad de la luz con una precisión del 5%.

Aplicaciones de la velocidad de la luz

La velocidad de la luz tiene muchas aplicaciones importantes en la tecnología moderna, incluyendo:

  • Comunicaciones por fibra óptica: Las señales de luz son utilizadas para transmitir información a través de cables de fibra óptica, lo que permite una transmisión de datos más rápida y eficiente.
  • Radar y LIDAR: Estas tecnologías utilizan pulsos de luz para medir la distancia y velocidad de objetos en movimiento.
  • Medicina: La radiación electromagnética de la luz se utiliza en la terapia de radiación para el tratamiento del cáncer.

Conclusión

La velocidad de la luz es una constante fundamental en la física y es esencial en la teoría electromagnética. Su descubrimiento y medición han sido importantes hitos en la historia de la ciencia, y su aplicación en la tecnología moderna ha transformado la forma en que nos comunicamos, medimos y tratamos enfermedades.

Velocidad de la luz

La velocidad de la luz es una constante física que representa la rapidez con la que se propaga la luz en el vacío. Esta constante es denotada por la letra c y tiene un valor de aproximadamente 299,792,458 metros por segundo.

Importancia en la teoría electromagnética

La velocidad de la luz es una de las constantes fundamentales de la física y es esencial en la teoría electromagnética. Esta teoría describe la interacción de los campos eléctricos y magnéticos, y la velocidad de la luz es la velocidad a la que estos campos se propagan en el vacío.

La ecuación de Maxwell establece que la velocidad de la luz es igual a la raíz cuadrada de la inversa de la permeabilidad magnética del vacío (μ0) y la permitividad eléctrica del vacío (ε0):

c = 1/√(μ0ε0)

Esta ecuación muestra la relación entre la velocidad de la luz y las constantes eléctricas y magnéticas del vacío.

Descubrimiento de la velocidad de la luz

El primer intento de medir la velocidad de la luz fue realizado por el astrónomo danés Ole Rømer en el siglo XVII. Utilizando observaciones de las lunas de Júpiter, Rømer calculó que la velocidad de la luz era finita, pero su medida fue imprecisa.

En el siglo XIX, el físico francés Hippolyte Fizeau desarrolló un método para medir la velocidad de la luz utilizando un haz de luz que era reflejado por un espejo en movimiento. Utilizando este método, Fizeau midió la velocidad de la luz con una precisión del 5%.

Aplicaciones de la velocidad de la luz

La velocidad de la luz tiene muchas aplicaciones importantes en la tecnología moderna, incluyendo:

  • Comunicaciones por fibra óptica: Las señales de luz son utilizadas para transmitir información a través de cables de fibra óptica, lo que permite una transmisión de datos más rápida y eficiente.
  • Radar y LIDAR: Estas tecnologías utilizan pulsos de luz para medir la distancia y velocidad de objetos en movimiento.
  • Medicina: La radiación electromagnética de la luz se utiliza en la terapia de radiación para el tratamiento del cáncer.

Conclusión

La velocidad de la luz es una constante fundamental en la física y es esencial en la teoría electromagnética. Su descubrimiento y medición han sido importantes hitos en la historia de la ciencia, y su aplicación en la tecnología moderna ha transformado la forma en que nos comunicamos, medimos y tratamos enfermedades.

Te interesará:  Pirómetro de radiación | Principio de funcionamiento de tipos

Ley de Coulomb

La Ley de Coulomb es uno de los principios fundamentales de la Teoría Electromagnética, que describe la interacción entre cargas eléctricas. Esta ley establece que las fuerzas eléctricas entre dos cargas puntuales son directamente proporcionales al producto de las cargas e inversamente proporcionales al cuadrado de la distancia entre ellas.

La fórmula matemática de la Ley de Coulomb es:

F = k * q1 * q2 / r^2

Donde:

  • F: es la fuerza eléctrica entre las dos cargas
  • k: es la constante de Coulomb, que depende del medio en el que se encuentran las cargas
  • q1 y q2: son las cargas eléctricas de las dos partículas
  • r: es la distancia entre las dos partículas

La Ley de Coulomb se puede resumir en tres puntos clave:

  1. Las cargas del mismo signo se repelen, mientras que las cargas de signos opuestos se atraen.
  2. La fuerza eléctrica es inversamente proporcional al cuadrado de la distancia entre las cargas.
  3. La fuerza eléctrica es directamente proporcional al producto de las cargas.

Un ejemplo de la Ley de Coulomb es el siguiente:

Imaginemos que tenemos dos cargas eléctricas, una con una carga positiva de 2C y otra con una carga negativa de -1C. La distancia entre las dos cargas es de 3 metros. Para calcular la fuerza eléctrica entre ellas, podemos utilizar la fórmula de la Ley de Coulomb.

F = k * q1 * q2 / r^2

F = 9 x 10^9 N m^2 / C^2 * 2C * -1C / (3m)^2

F = -6 x 10^9 N

Por lo tanto, la fuerza eléctrica entre las dos cargas es de -6 x 10^9 N, lo que significa que se atraen debido a que tienen cargas de signos opuestos.

Conclusión:

La Ley de Coulomb es un principio fundamental en la Teoría Electromagnética, que establece cómo las cargas eléctricas interactúan entre sí. Esta ley es importante para entender cómo funcionan los circuitos eléctricos, la electricidad estática y muchos otros fenómenos eléctricos en la naturaleza.

Principio de Lorentz

El principio de Lorentz es un concepto fundamental en la teoría electromagnética. Este principio establece la relación entre la fuerza ejercida sobre una carga eléctrica y el campo magnético en el que se encuentra. Fue descubierto por el físico holandés Hendrik Lorentz en el siglo XIX y es esencial para la explicación de muchos fenómenos electromagnéticos.

¿Qué es el principio de Lorentz?

El principio de Lorentz establece que una carga eléctrica en movimiento en un campo magnético experimenta una fuerza perpendicular tanto a su dirección de movimiento como al campo magnético. Esta fuerza se conoce como la fuerza de Lorentz y se puede calcular utilizando la siguiente fórmula:

FL = q(v x B)

Donde:

– FL es la fuerza de Lorentz
– q es la carga eléctrica
– v es la velocidad de la carga eléctrica
– B es la densidad de flujo magnético

El principio de Lorentz también se puede expresar en términos de la ley de Faraday, que establece que un campo magnético variable induce una corriente eléctrica en un circuito. Si una carga eléctrica se mueve en un campo magnético variable, experimentará una fuerza debido a la inducción electromagnética.

Aplicaciones del principio de Lorentz

El principio de Lorentz tiene muchas aplicaciones en la física y la ingeniería. Algunos ejemplos incluyen:

– Motores eléctricos: Los motores eléctricos utilizan el principio de Lorentz para convertir la energía eléctrica en energía mecánica. Cuando una corriente eléctrica fluye a través de una bobina en un campo magnético, se ejerce una fuerza de Lorentz sobre la bobina, haciendo que gire.

– Generadores eléctricos: Los generadores eléctricos utilizan el principio de Lorentz para convertir la energía mecánica en energía eléctrica. Cuando una bobina gira en un campo magnético, se induce una corriente eléctrica en la bobina debido a la ley de Faraday.

– Espectrómetros de masas: Los espectrómetros de masas utilizan el principio de Lorentz para separar y medir iones en una muestra. Los iones se aceleran en un campo eléctrico y luego se desvían en un campo magnético debido a la fuerza de Lorentz. La magnitud de la desviación depende de la masa y la carga del ion, lo que permite su identificación.

Conclusión

Este principio tiene muchas aplicaciones en la física y la ingeniería, desde motores eléctricos hasta espectrómetros de masas. Comprender el principio de Lorentz es esencial para entender muchos fenómenos electromagnéticos y para diseñar dispositivos que los utilicen.

En conclusión, la teoría electromagnética es una de las teorías más importantes y fundamentales de la física moderna. Nos ha permitido entender y explicar una gran cantidad de fenómenos que ocurren en nuestro universo, desde la propagación de la luz hasta la generación de electricidad. Además, ha sido la base para el desarrollo de tecnologías como la radio, la televisión, el teléfono móvil y muchas otras que forman parte fundamental de nuestra vida cotidiana. La teoría electromagnética sigue siendo objeto de estudio y de investigación, y sin duda seguirá siendo una herramienta fundamental para el avance de la física y la tecnología en el futuro.

La teoría electromagnética es una de las teorías más importantes en la física moderna. Fue desarrollada a lo largo de varios siglos por científicos como James Clerk Maxwell, Michael Faraday y Heinrich Hertz. Esta teoría describe la relación entre la electricidad y el magnetismo, y cómo la propagación de ondas electromagnéticas se produce a través del espacio.

La teoría electromagnética es esencial para el funcionamiento de dispositivos electrónicos como radios, televisores y teléfonos móviles. También es fundamental para comprender la naturaleza del universo, desde la estructura de los átomos hasta las leyes que rigen el movimiento de los planetas.

En resumen, la teoría electromagnética es una de las teorías más importantes y fascinantes en la física moderna. Su aplicación en la tecnología ha transformado la manera en que vivimos y trabajamos, y su comprensión nos ayuda a entender el mundo que nos rodea.

JORGE CABRERA BERRÍOS Administrator
Ingeniero Electrónico por la UNI, con maestría y doctorado por la University of Electro-Communications (Japón).

Deja un comentario

La medición de capacitancia es una técnica fundamental en la electrónica y la ingeniería eléctrica. Una de las formas más…