Funcionamiento de la batería de plomo ácido | Batería de almacenamiento secundario de plomo ácido

Se el primero en calificar

Ultima edición el 21 septiembre, 2023

Las baterías de plomo ácido son una de las fuentes de energía más utilizadas en todo el mundo. Estas baterías son comúnmente utilizadas en automóviles, equipos médicos, sistemas de energía solar y muchas otras aplicaciones. El funcionamiento de la batería de plomo ácido se basa en el uso de una solución de ácido sulfúrico y agua, que se utiliza para generar una corriente eléctrica entre dos placas de plomo. En esta guía, hablaremos sobre el funcionamiento de la batería de plomo ácido, su estructura y cómo se utiliza como una batería de almacenamiento secundario. También discutiremos los diferentes tipos de baterías de plomo ácido y sus aplicaciones. Esperamos que esta guía sea útil para quienes buscan comprender cómo funcionan las baterías de plomo ácido y cómo se utilizan en diferentes aplicaciones.

Indice de contenidos

Principales características de la batería de plomo ácido

La batería de plomo ácido es una de las baterías más utilizadas en el mundo debido a su bajo costo y alta eficiencia. Es una batería de almacenamiento secundario que contiene ácido sulfúrico y plomo, y se utiliza en aplicaciones como automóviles, UPS, sistemas solares y de energía eólica, entre otros. A continuación, se detallan las principales características de la batería de plomo ácido:

1. Baja densidad de energía

La batería de plomo ácido tiene una baja densidad de energía en comparación con otras baterías como las de iones de litio. Esto significa que la cantidad de energía que puede almacenar en relación a su tamaño y peso es relativamente baja. Por lo tanto, las baterías de plomo ácido son más grandes y pesadas en comparación con otras baterías de igual capacidad.

2. Alta capacidad de corriente de descarga

Las baterías de plomo ácido tienen una alta capacidad de corriente de descarga. Esto significa que pueden suministrar una gran cantidad de energía en un corto período de tiempo. Por ejemplo, una batería de plomo ácido de 12 voltios y 100 amperios-hora puede suministrar una corriente de 500 amperios durante un corto período de tiempo, como arrancar un motor de automóvil.

3. Bajo costo

La batería de plomo ácido es una de las baterías más económicas del mercado. El costo por vatio-hora de energía almacenada es significativamente menor que el de otras baterías como las de iones de litio. Esto hace que las baterías de plomo ácido sean ideales para aplicaciones en las que el costo es un factor importante.

4. Larga vida útil

Las baterías de plomo ácido tienen una vida útil relativamente larga. En condiciones normales de uso, pueden durar de 3 a 5 años. La vida útil de la batería depende de factores como la temperatura y el ciclo de carga y descarga. Si se cuida adecuadamente, la batería de plomo ácido puede durar más tiempo.

5. Necesitan mantenimiento

Las baterías de plomo ácido necesitan mantenimiento regular para funcionar correctamente. Esto incluye la verificación y ajuste del nivel de agua en las celdas de la batería, la limpieza de los terminales y la comprobación del voltaje de carga. El mantenimiento regular ayuda a prolongar la vida útil de la batería y a garantizar un rendimiento óptimo.

6. Sensibles a la temperatura

Las baterías de plomo ácido son sensibles a la temperatura. El rendimiento de la batería disminuye a temperaturas extremas. Las bajas temperaturas disminuyen la capacidad de la batería, mientras que las altas temperaturas pueden dañar la batería y reducir su vida útil.

7. Reciclables

Las baterías de plomo ácido son reciclables y se pueden reciclar para recuperar el plomo y el ácido sulfúrico. El reciclaje de las baterías de plomo ácido es un proceso importante ya que el plomo es un recurso no renovable y su extracción puede tener un impacto negativo en el medio ambiente.

Sin embargo, requiere mantenimiento regular y es sensible a la temperatura. A pesar de estas limitaciones, la batería de plomo ácido sigue siendo una opción popular para muchas aplicaciones debido a su eficiencia y asequibilidad.

Ventajas y desventajas de la batería de plomo ácido

La batería de plomo ácido es uno de los tipos de baterías más utilizados en la actualidad, especialmente en aplicaciones de almacenamiento de energía secundaria. Pero como cualquier tecnología, tiene sus ventajas y desventajas. Aquí te explicamos todo lo que necesitas saber sobre ellas.

Ventajas de la batería de plomo ácido

  • Coste: La batería de plomo ácido es una de las baterías más económicas del mercado, por lo que es muy accesible para la mayoría de las personas.
  • Alta capacidad de carga: La batería de plomo ácido tiene una alta capacidad de carga, lo que significa que puede almacenar mucha energía. Esto la convierte en una buena opción para aplicaciones de almacenamiento de energía secundaria.
  • Amplio rango de temperaturas: La batería de plomo ácido puede funcionar en un amplio rango de temperaturas, lo que la hace adecuada para su uso en diferentes condiciones climáticas.
  • Fácil mantenimiento: La batería de plomo ácido es fácil de mantener y no requiere mucho cuidado para su uso a largo plazo.
Te interesará:  Tipos de motores de inducción monofásicos (fase dividida, arranque por condensador, funcionamiento por condensador)

Desventajas de la batería de plomo ácido

  • Peso: La batería de plomo ácido es bastante pesada, lo que la hace poco práctica para aplicaciones que requieren un peso reducido.
  • Ciclo de vida limitado: La batería de plomo ácido tiene un ciclo de vida limitado en comparación con otros tipos de baterías, lo que significa que necesitarás reemplazarla con mayor frecuencia.
  • Riesgo de corrosión: La batería de plomo ácido tiene un riesgo de corrosión, lo que significa que puede dañarse con el tiempo.
  • Impacto ambiental: La batería de plomo ácido puede tener un impacto ambiental significativo si no se recicla adecuadamente, ya que contiene ácido sulfúrico y plomo, que son materiales tóxicos.

Sin embargo, si necesitas una batería más ligera y duradera, es posible que desees considerar otras opciones.

Componentes principales de la batería de plomo ácido

La batería de plomo ácido es un tipo de batería recargable que se utiliza en una gran variedad de aplicaciones, desde automóviles hasta sistemas de energía solar y de respaldo. Esta batería se compone de varios componentes principales, que son los siguientes:

1. Celda

La celda es la unidad básica de la batería de plomo ácido. Cada celda contiene varios componentes, incluyendo placas de plomo y ácido sulfúrico. Las celdas se conectan entre sí en serie para formar una batería de mayor voltaje.

2. Placas de plomo

Las placas de plomo son los componentes más importantes de la batería de plomo ácido. Estas placas se sumergen en una solución de ácido sulfúrico para crear una reacción química que genera electricidad. Las placas de plomo se dividen en dos tipos: las placas positivas y las placas negativas.

3. Electrolito

El electrolito es la solución de ácido sulfúrico que se utiliza en la batería de plomo ácido. El electrolito es esencial para la reacción química que se produce en las placas de plomo y que genera electricidad. El electrolito también ayuda a mantener las placas limpias y a prevenir la sulfatación.

4. Separadores

Los separadores son componentes que se colocan entre las placas de plomo para evitar que se toquen entre sí. Si las placas se tocan, se produce un cortocircuito que puede dañar la batería. Los separadores también permiten que el electrolito circule libremente entre las placas de plomo.

5. Caja de la batería

La caja de la batería es el recipiente que contiene todos los componentes de la batería de plomo ácido. La caja de la batería está hecha de plástico resistente para proteger los componentes de la batería de daños.

6. Terminales

Los terminales son los puntos de conexión de la batería de plomo ácido. Los terminales se conectan a los cables que llevan la electricidad desde la batería a otros dispositivos. Los terminales también se utilizan para conectar varias baterías en serie o en paralelo.

Estos componentes trabajan juntos para generar electricidad y almacenarla para su uso posterior.

Aplicaciones de la batería de plomo ácido

La batería de plomo ácido es una batería de almacenamiento secundario que se utiliza en una variedad de aplicaciones en todo el mundo. A continuación, se describen algunas de las aplicaciones más comunes:

1. Vehículos

Las baterías de plomo ácido se utilizan comúnmente en vehículos, incluyendo automóviles, motocicletas, barcos y aviones. Estas baterías proporcionan la energía necesaria para arrancar el motor y también suministran energía para otros sistemas eléctricos del vehículo.

2. Sistemas de energía solar

Las baterías de plomo ácido se utilizan en sistemas de energía solar para almacenar la energía generada por los paneles solares. Estas baterías permiten que la energía se almacene durante el día y se utilice cuando sea necesario, incluso cuando no hay sol.

3. Sistemas de respaldo de energía

Las baterías de plomo ácido se utilizan en sistemas de respaldo de energía para proporcionar energía de respaldo en caso de un corte de energía. Estos sistemas se utilizan en una variedad de situaciones, desde edificios comerciales hasta hogares.

4. Equipos médicos

Las baterías de plomo ácido se utilizan en muchos equipos médicos, incluyendo marcapasos y desfibriladores. Estas baterías proporcionan una fuente de energía confiable para estos dispositivos críticos.

5. Sistemas de telecomunicaciones

Las baterías de plomo ácido se utilizan en sistemas de telecomunicaciones para proporcionar energía de respaldo en caso de un corte de energía. Estos sistemas se utilizan en centros de datos, torres de telefonía móvil y otros lugares donde la continuidad del servicio es esencial.

6. Juguetes y dispositivos electrónicos

Las baterías de plomo ácido se utilizan en muchos juguetes y dispositivos electrónicos, como linternas y radios portátiles. Estas baterías proporcionan una fuente de energía portátil y confiable para estos dispositivos.

Desde vehículos hasta sistemas de energía solar y equipos médicos, estas baterías proporcionan una fuente confiable de energía en una variedad de situaciones.

Mecanismos de carga y descarga de la batería de plomo ácido

La batería de plomo ácido es uno de los tipos más comunes de baterías de almacenamiento secundario. Es utilizado en aplicaciones que requieren una fuente de energía confiable y duradera, como sistemas de energía solar, sistemas de energía de respaldo y vehículos.

Carga de la batería de plomo ácido

La carga de la batería de plomo ácido implica la conversión de energía eléctrica en energía química. Durante este proceso, la batería recupera la energía que se perdió durante la descarga. Hay dos mecanismos principales de carga de la batería de plomo ácido:

  • Carga a corriente constante: En este método, la corriente de carga se mantiene constante mientras que la tensión de la batería se eleva gradualmente. En la etapa inicial de la carga, la batería absorbe la mayor cantidad de corriente, pero a medida que la carga progresa, la corriente disminuye y la tensión aumenta.
  • Carga a tensión constante: En este método, la tensión de la batería se mantiene constante mientras que la corriente de carga disminuye gradualmente a medida que la batería se carga. Al igual que en el método de carga a corriente constante, la batería absorbe la mayor cantidad de corriente en la etapa inicial de la carga.

Etapas de la carga de la batería de plomo ácido

La carga de la batería de plomo ácido consta de tres etapas principales:

  • Etapa de carga lenta: En esta etapa, la batería se carga a una tasa baja y constante para evitar la sobrecarga y prolongar la vida útil de la batería.
  • Etapa de carga rápida: En esta etapa, la batería se carga a una tasa alta y constante para recuperar la mayor cantidad de energía posible.
  • Etapa de carga de mantenimiento: En esta etapa, la batería se carga a una tasa baja y constante para mantener la carga completa y prevenir la descarga.
Te interesará:  Funcionamiento y características de la batería de níquel hierro o batería Edison

Descarga de la batería de plomo ácido

La descarga de la batería de plomo ácido implica la conversión de energía química en energía eléctrica. Durante este proceso, la batería suministra energía eléctrica a un dispositivo externo. Hay dos mecanismos principales de descarga de la batería de plomo ácido:

  • Descarga a corriente constante: En este método, la corriente de descarga se mantiene constante mientras que la tensión de la batería disminuye gradualmente.
  • Descarga a resistencia constante: En este método, la resistencia del dispositivo externo se mantiene constante mientras que la corriente de descarga y la tensión de la batería disminuyen gradualmente.

Etapas de la descarga de la batería de plomo ácido

La descarga de la batería de plomo ácido consta de dos etapas principales:

  • Etapa de descarga útil: En esta etapa, la batería suministra energía eléctrica al dispositivo externo a una tasa constante mientras que la tensión de la batería disminuye gradualmente.
  • Etapa de descarga profunda: En esta etapa, la batería suministra energía eléctrica al dispositivo externo a una tasa disminuida mientras que la tensión de la batería cae por debajo del nivel mínimo permitido.

Requerimientos técnicos para el almacenamiento secundario de baterías de plomo ácido

El almacenamiento secundario de baterías de plomo ácido es una tarea importante en el mantenimiento de estos dispositivos. Para asegurar un almacenamiento adecuado, es crucial tener en cuenta ciertos requerimientos técnicos. Aquí te los explicamos detalladamente:

Tipo de batería

Es importante conocer el tipo de batería de plomo ácido que estamos almacenando, ya que existen diferentes tipos y cada uno puede requerir condiciones de almacenamiento específicas. Por ejemplo, las baterías de ciclo profundo pueden requerir una carga y descarga periódica para evitar la sulfatación de las placas.

Temperatura

La temperatura es un factor crucial en el almacenamiento de baterías de plomo ácido. Las baterías deben ser almacenadas en un lugar fresco y seco, ya que las altas temperaturas pueden acelerar la corrosión y reducir la vida útil de la batería. Se recomienda que la temperatura del lugar de almacenamiento esté entre los 10 y 25 grados Celsius.

Humedad

El nivel de humedad en el lugar de almacenamiento también es importante. Las baterías de plomo ácido deben ser almacenadas en un lugar seco, ya que la humedad puede provocar la corrosión de los terminales y los conectores de la batería. Se recomienda que la humedad relativa del lugar de almacenamiento sea inferior al 80%.

Ventilación

Es importante que el lugar de almacenamiento tenga una buena ventilación, ya que las baterías de plomo ácido emiten gases durante su funcionamiento. Si el lugar de almacenamiento no tiene buena ventilación, estos gases pueden acumularse y provocar una explosión. Se recomienda que el lugar de almacenamiento tenga una ventilación natural o mecánica adecuada.

Posición de la batería

La posición de la batería durante el almacenamiento también es importante. Las baterías de plomo ácido deben ser almacenadas en una posición vertical y estable, ya que esto evita que se produzca una fuga de electrolito. Si la batería se almacena en una posición inclinada o acostada, el electrolito puede salir de la batería y dañar el equipo o el lugar de almacenamiento.

Carga de la batería

Es importante tener en cuenta el estado de carga de la batería antes de almacenarla. Las baterías de plomo ácido deben ser almacenadas con una carga del 100%, ya que esto evita la sulfatación de las placas. Si la batería se almacena con una carga baja, las placas pueden sulfatarse y reducir la capacidad de la batería.

Periodicidad de carga

En caso de que la batería deba ser almacenada por un largo periodo de tiempo, se recomienda hacer una carga y descarga periódica para evitar la sulfatación de las placas. Esto se aplica especialmente a las baterías de ciclo profundo.

Siguiendo estos requerimientos técnicos, podemos prolongar la vida útil de nuestras baterías y garantizar su correcto funcionamiento.

Riesgos asociados al almacenamiento secundario de baterías de plomo ácido

Riesgos asociados al almacenamiento secundario de baterías de plomo ácido

Las baterías de plomo ácido son ampliamente utilizadas en sistemas de almacenamiento de energía, como en sistemas de energía solar y eólica, sistemas de telecomunicaciones y sistemas de respaldo de energía. Sin embargo, estas baterías también presentan algunos riesgos asociados con su almacenamiento secundario.

1. Fugas de ácido
Las baterías de plomo ácido contienen ácido sulfúrico, que es altamente corrosivo y puede causar quemaduras graves en la piel y los ojos. Si la batería se almacena en un lugar inapropiado o se maneja de manera incorrecta, puede producirse una fuga de ácido que puede causar daños graves a las personas y al medio ambiente.

2. Explosiones
Las baterías de plomo ácido también pueden explotar si se almacenan o manejan de manera incorrecta. Esto puede ocurrir si la batería se carga demasiado rápido o si se expone a temperaturas extremas. Las explosiones pueden causar lesiones graves y daños a la propiedad.

3. Incendios
Las baterías de plomo ácido también pueden causar incendios si se almacenan o manejan de manera incorrecta. Esto puede ocurrir si la batería se carga demasiado rápido o si se expone a temperaturas extremas. Los incendios pueden causar daños graves a la propiedad y poner en riesgo la vida de las personas.

4. Contaminación del medio ambiente
Las baterías de plomo ácido contienen plomo, que es un metal tóxico que puede causar graves problemas de salud si se libera al medio ambiente. Si la batería se almacena o maneja de manera incorrecta, puede producirse una fuga de ácido que puede contaminar el suelo y el agua subterránea.

Es importante tomar medidas de seguridad adecuadas al manejar y almacenar baterías de plomo ácido. Algunas de las medidas de seguridad recomendadas incluyen:

  • Almacenar las baterías en un lugar fresco y seco, lejos de fuentes de calor y fuego.
  • Usar equipo de protección personal, como guantes y gafas de seguridad, al manejar las baterías.
  • Manipular las baterías con cuidado y evitar golpearlas o dejarlas caer.
  • Seguir las instrucciones del fabricante para cargar y descargar las baterías.
  • Reciclar las baterías de plomo ácido de manera adecuada, en lugar de desecharlas en la basura.

Tomar medidas de seguridad adecuadas puede ayudar a prevenir accidentes y minimizar el impacto ambiental negativo.

Riesgos asociados al almacenamiento secundario de baterías de plomo ácido

Riesgos asociados al almacenamiento secundario de baterías de plomo ácido

Las baterías de plomo ácido son ampliamente utilizadas en sistemas de almacenamiento de energía, como en sistemas de energía solar y eólica, sistemas de telecomunicaciones y sistemas de respaldo de energía. Sin embargo, estas baterías también presentan algunos riesgos asociados con su almacenamiento secundario.

1. Fugas de ácido
Las baterías de plomo ácido contienen ácido sulfúrico, que es altamente corrosivo y puede causar quemaduras graves en la piel y los ojos. Si la batería se almacena en un lugar inapropiado o se maneja de manera incorrecta, puede producirse una fuga de ácido que puede causar daños graves a las personas y al medio ambiente.

Te interesará:  Tipos de motor síncrono

2. Explosiones
Las baterías de plomo ácido también pueden explotar si se almacenan o manejan de manera incorrecta. Esto puede ocurrir si la batería se carga demasiado rápido o si se expone a temperaturas extremas. Las explosiones pueden causar lesiones graves y daños a la propiedad.

3. Incendios
Las baterías de plomo ácido también pueden causar incendios si se almacenan o manejan de manera incorrecta. Esto puede ocurrir si la batería se carga demasiado rápido o si se expone a temperaturas extremas. Los incendios pueden causar daños graves a la propiedad y poner en riesgo la vida de las personas.

4. Contaminación del medio ambiente
Las baterías de plomo ácido contienen plomo, que es un metal tóxico que puede causar graves problemas de salud si se libera al medio ambiente. Si la batería se almacena o maneja de manera incorrecta, puede producirse una fuga de ácido que puede contaminar el suelo y el agua subterránea.

Es importante tomar medidas de seguridad adecuadas al manejar y almacenar baterías de plomo ácido. Algunas de las medidas de seguridad recomendadas incluyen:

  • Almacenar las baterías en un lugar fresco y seco, lejos de fuentes de calor y fuego.
  • Usar equipo de protección personal, como guantes y gafas de seguridad, al manejar las baterías.
  • Manipular las baterías con cuidado y evitar golpearlas o dejarlas caer.
  • Seguir las instrucciones del fabricante para cargar y descargar las baterías.
  • Reciclar las baterías de plomo ácido de manera adecuada, en lugar de desecharlas en la basura.

Tomar medidas de seguridad adecuadas puede ayudar a prevenir accidentes y minimizar el impacto ambiental negativo.

Tecnologías utilizadas en el almacenamiento secundario de baterí

Tecnologías utilizadas en el almacenamiento secundario de batería

Cuando hablamos de baterías de almacenamiento secundario de plomo ácido, nos referimos a aquellas que se utilizan para almacenar energía eléctrica para su uso posterior. Estas baterías son muy utilizadas en sistemas de energía solar, eólica y de respaldo.

En este artículo, hablaremos sobre las tecnologías utilizadas en el almacenamiento secundario de batería, para que puedas conocer más sobre cómo funciona este tipo de batería y cómo se almacena la energía.

Aquí te presentamos las tecnologías más comunes utilizadas en el almacenamiento secundario de batería:

Baterías de plomo-ácido convencionales

Las baterías de plomo-ácido convencionales son las más utilizadas en sistemas de almacenamiento de energía. Estas baterías tienen una estructura de plomo y ácido sulfúrico, y son recargables.

Las baterías de plomo-ácido convencionales se dividen en dos tipos: las baterías de plomo-ácido de celda húmeda y las baterías de plomo-ácido de celda sellada. Las de celda húmeda tienen una apertura por donde se puede añadir agua destilada para reponer el líquido que se evapora durante la carga. Las de celda sellada son herméticas y no requieren mantenimiento.

Baterías de gel

Las baterías de gel son un tipo de batería de plomo-ácido de celda sellada. En lugar de ácido líquido, las baterías de gel tienen un gel de ácido sulfúrico que se encuentra en estado sólido. Este gel es más espeso que el ácido líquido de una batería de plomo-ácido convencional, lo que hace que la batería sea menos propensa a fugas.

Baterías AGM

Las baterías AGM (Absorbent Glass Mat) son otro tipo de batería de plomo-ácido de celda sellada. En lugar de un gel, estas baterías tienen una estera de vidrio absorbente que contiene el ácido sulfúrico. Esta estera ayuda a mantener el ácido en su lugar, lo que hace que la batería sea menos propensa a fugas y más resistente a las vibraciones.

Baterías de iones de litio

Las baterías de iones de litio son un tipo de batería recargable que utiliza iones de litio como electrolito. Estas baterías tienen una alta densidad de energía y una vida útil más larga que las baterías de plomo-ácido. Además, las baterías de iones de litio son más ligeras y ocupan menos espacio que las baterías de plomo-ácido.

Baterías de flujo

Las baterías de flujo son un tipo de batería recargable que utiliza dos electrolitos líquidos separados por una membrana. Cuando la batería se carga, los iones de una solución pasan a través de la membrana y reaccionan con los iones opuestos de la otra solución, generando electricidad.

Las baterías de flujo son más caras que las baterías de plomo-ácido, pero tienen una vida útil más larga y son más resistentes a las descargas profundas.

En conclusión, la batería de plomo ácido sigue siendo una de las opciones más utilizadas para el almacenamiento de energía. Su funcionamiento es sencillo pero efectivo y su bajo costo la hace atractiva para muchos usos. Sin embargo, es importante recordar que estas baterías contienen ácido sulfúrico y plomo, lo que las hace peligrosas para el medio ambiente si no se desechan correctamente. Por lo tanto, es vital que se tomen medidas adecuadas para garantizar su disposición segura y responsable. En resumen, la batería de plomo ácido es una herramienta útil en el mundo de la energía, pero es importante manejarla con precaución y respeto hacia nuestro entorno.

En conclusión, la batería de plomo ácido es una tecnología de almacenamiento de energía ampliamente utilizada debido a su bajo costo y alta eficiencia. Su funcionamiento se basa en la reacción química entre el ácido sulfúrico y el plomo, lo que genera una corriente eléctrica que puede ser almacenada y utilizada posteriormente. Es importante destacar que estas baterías requieren de un mantenimiento adecuado para prolongar su vida útil y evitar su deterioro, por lo que es recomendable seguir las instrucciones del fabricante. Además, es importante reciclar las baterías de plomo ácido de forma adecuada para evitar la contaminación ambiental.

JORGE CABRERA BERRÍOS Administrator
Ingeniero Electrónico por la UNI, con maestría y doctorado por la University of Electro-Communications (Japón).

Deja un comentario

Los relés de sobrecorriente son dispositivos que se utilizan para proteger circuitos eléctricos y equipos de corrientes excesivas que puedan…